La formación en prevención de riesgos laborales en el nuevo convenio del Metal

4 diciembre, 2017 - 3 minutes read

Formación en Riesgos Laborales del convenio del Metal

Se aprueba el nuevo convenio del Metal

El sector del Metal tiene nuevo convenio colectivo: el Convenio Colectivo Estatal de la Industria, la Tecnología y los Servicios del Sector Metal (CEM), BOE de 19 de junio de 2017.

Dicho convenio introduce importantes novedades tanto en el campo de aplicación como en el de la formación. En este último, contempla como novedad la de una formación mínima obligatoria en materia de Prevención de Riesgos Laborales, para todos los trabajadores del Metal.

Desde el 1 de octubre de 2017 y en el plazo de tres años, los empresarios deben adaptarse paulatinamente (a razón de un sexto de su plantilla cada semestre) para proporcionar a cada trabajador, en cumplimiento de su deber de protección, una formación teórica y práctica, suficiente y adecuada, en materia de PRL.

La formación que establece el convenio depende del lugar donde se desarrollen los trabajos. Existen dos opciones:
– Trabajadores del Sector cuya actividad NO se desarrolle en obras de construcción. La formación y su contenido mínimo se recoge en el Capítulo XVII y el Anexo II del Convenio.
– Trabajadores que desarrollen su actividad en obras de construcción. La formación y su contenido mínimo se recoge en el Capítulo XVIII y el Anexo IV del Convenio

Centrándonos en la novedad de formar a todos los trabajadores del Sector que NO desarrollan su actividad en obras de construcción, se establecen los siguientes cursos de PRL obligatorios:
• Formación de directivos. 6 horas. Online o Presencial.
• Formación de trabajadores de oficinas. 6 horas. Online o Presencial.
• Formación de trabajadores de oficios. 20 horas. Presencial.
• Formación de trabajadores con funciones preventivas de nivel básico. 50 horas. (20 horas Presenciales y 30 horas Online).
• Formación de reciclaje. 4 horas cada 3 años. Presencial/Online para directivos y trabajadores de oficinas.

Las empresas podrán bonificar esta formación en sus cotizaciones a la Seguridad Social de acuerdo con su crédito disponible.

Este tipo de formación, como ocurre en otros sectores, la debe impartir un Técnico Superior en Prevención de Riesgos Laborales, que trabaje bien como miembro del Servicio de Prevención Propio o como Trabajador Designado, de la empresa del Metal, o que trabaje en un Servicio de Prevención Ajeno (SPA) autorizado por la Autoridad Laboral.

DÈjanos tu email y recibe un correo al mes con las noticias m·s destacadas

⁄nete a la Newsletter de Plural Asesores